Pasión Tricolor 1010 AM
Seleccionar página

“POR CÓMO SE DAN LOS CLÁSICOS, MUY TRABADOS, ME QUEDAN CÓMODOS POR MI ESTILO DE JUEGO”

 

Hablamos con “Rafa” García, el 5 de Nacional, jugador clásico, que nos brindó su visión de la victoria tricolor ante Peñarol.

 

UN JUGADOR DE CLÁSICOS

“Son circunstancias. He tenido mucha suerte, no sé como llamarlo, no se lo atribuyo a nada en especial. Simplemente he tenido suerte. Después la otra realidad es que son partidos que me quedan cómodos. Eso no quiere decir que vaya a jugar bien, simplemente que me siento cómodo en esos partidos, por cómo se da el desarrollo de los partidos. Uno puede jugar bien o mal, pero es una realidad, por cómo se dan esos partidos, trabados, no muy lindos de ver para el espectador, me quedan cómodos. Después jugar bien o mal son casualidades, me siento afortunado, pero no quiere decir que vaya a jugar siempre bien. Me siento cómodo por mi estilo de juego. También he jugado clásicos malos, como el amistoso de verano de este año, que tuve un rendimiento bajo, también producto de todo el equipo. Uno en los deportes colectivos está siempre dependiendo del nivel del equipo. En este clásico el equipo tuvo un buen nivel, estuvo ordenado, mantuvo una concentración alta. Todo eso ayuda para que uno tenga un buen rendimiento”.

 

¿Te perdiste la nota en vivo? Escuchala completa:

ESTA VEZ JUGÓ DE “5” CON DOS VOLANTES A LOS COSTADOS

“La mayoría de los partidos con Alvaro jugamos con dos de contención y uno más suelto adelante. En este partido cambiamos, jugamos con un tapón y un ‘8’ y un ’10’, por llamarlos de alguna forma, que fueron Gabriel [Neves] y Felipe [Carballo]. Pienso que el que más favorecido salió fue el equipo, porque tuvimos la posibilidad de presionar un poco más alto. Si hubiésemos jugado con dos, mi juego hubiese sido parecido, porque yo soy más bien estático, trato de no moverme mucho, de no correr de más, y estar parado delante de los dos centrales. Si hubiésemos jugado, por ejemplo,  con dos ‘5’, yo por derecha y ‘Gabi’ por izquierda, si había que salir a presionar atrás del volante derecho, yo por un tema de comodidad no me gusta salir tan lejos. Por eso te digo que el más favorecido fue el equipo. Mi juego hubiese sido bastante parecido, hubiera tratado de hacer lo que más me conviene a mí, que también es lo que más le favorece al equipo”.

 

PARA UN CLÁSICO LA MOTIVACIÓN ES AUTOMÁTICA

“Todo el mundo sabe que los clásicos son partidos especiales. Más que nada por lo que está en juego. Está en juego el honor y la alegría de los hinchas. Eso hace que automáticamente uno se mentalice de una forma especial. Si bien, obviamente, tratamos de agarrar todas las armas que nos dan para prepararnos de la mejor forma, en este tipo de partidos el jugador ya automáticamente se mentaliza”.

 

DESCANSÓ EN EL PARTIDO PREVIO Y LE VINO NOTABLE

“Es una realidad que me vino notable no jugar el partido antes del clásico. Después, uno siempre quiere jugar. Por más que uno no está al 100%, a medida que van llegando los días previos a los partidos, siempre va picando el bichito y terminás queriendo jugar como sea. También me cuesta después de cada pretemporada ponerme de la mejor forma. Es una debilidad. Entrenamos muy fuerte en Estados Unidos, porque era necesario y ahora no paramos más hasta fin de año. Algunos jugadores lo asimilan mejor que otros. Yo tengo un físico que no es para nada privilegiado, y capaz que me cuesta un poco más que a otros ponerme de la mejor forma. La verdad que con Alvaro, con el ‘Profe’ Giarrusso y los demás profes trabajamos muy bien. Se entrena de muy buena forma en Los Céspedes. Más que hacer un trabajo especial, lo que había que hacer era aprovechar ese fin de semana para descansar y para llegar con las pilas bien cargadas para el clásico”.

 

LA PISADA EN EL PRIMER TIEMPO CONTRA GUZMÁN PEREIRA

“Me habían pegado en la cabeza antes (risas). Fue una jugada rápida, un instante. Si yo trancaba ahí, me la llevaba él, porque él viene en carrera. Si yo voy a querer pegarle fuerte a la pelota se la iba a quedar él, venía en carrera y con doble impulso. Entonces se me ocurrió hacer eso, y bueno”.

 

EL MOMENTO COLECTIVO DEL EQUIPO

“Más allá de cómo se dio el clásico, nosotros estamos bien, nos sentimos bien. Contra Juventud ya lo habían hecho muy bien, en una cancha muy difícil. Está bien el equipo en cuanto a la confianza. Contra River, a mi manera de ver, lo habíamos hecho bastante bien, porque si bien empatamos con River yo pienso que tuvimos muchas situaciones de gol. Si hubiésemos embocado una, ese partido termina cuatro o cinco a cero. El resultado es lo más importante, por lo tanto queda la amargura de no haber ganado ese partido, pero en cuanto al juego yo lo había visto bien al equipo. Esa es mi visión personal. Tengo mis amigos que miran a Nacional y que no les había gustado como habíamos jugado y yo les discutía, para mí jugamos bien, porque es un partido que podíamos haberlo ganado si hubiéramos hecho una de las situaciones claras que tuvimos. Pero bueno, no se dio, y lo más importante del fútbol es el resultado, y por lo tanto nos quedamos con la amargura. Pero a lo que voy es que el equipo está con confianza, siempre ha mantenido la calma y la serenidad, eso es importante”.

 

HOY EN DÍA ES “5” PERO NO TIENE PROBLEMA EN VOLVER A LA ZAGA

“Yo estoy para ayudar al equipo donde sea. Si en algún momento alguno de los muchachos no puede jugar, Alvaro sabe que cuenta conmigo para jugar atrás. Si es en el medio, es en el medio, y si no me toca jugar, no pasa nada, lo único importante es que el equipo salga adelante. Eso lo tiene claro todo el cuerpo técnico, eso es lo más importante”.

 

LA OBRA DE ARTE DE GONZALO CASTRO…

“Un golazo, se lo merecía, estamos todos muy contentos por el Chory”.

 

Más noticias con la misma Pasión

Compartí tu Pasión Tricolor