Pasión Tricolor 1010 AM
Estamos al aire Sincronizar con la TV

Hoy por hoy, NACIONAL puede jactarse de ser el club con más hinchas. Si señor, lo digo con propiedad y sin necesidad de establecer encuestas tendenciosas que me lo «demuestren». Yo comencé a ir a la cancha solo con 14, trabajaba, aportaba  la Seguridad Social pero… ¿No era «hincha»?, y si lo era, ¿No sabía de lo que hablaba? Parece que hay que tener 17 para ser hincha y figurar en estadísticas, cuando sabemos que siempre la gente seguidora del fútbol es el público joven…
 
 NACIONAL puede hacer gala de tener en su haber, el padrón más grande de gente `dueña´ de su propio club, que día a día piensa, vive, transpira y siente en tricolor. Y no obstante el sentimiento, agrega un plus, aportando acorde al lugar en donde vive su grano de arenisca, en pro de formar una gran pirámide de sólida base. Pero no menos esencial por cierto es el que vive en Artigas, Rocha, Nueva York, Cataluña o Tasmania; siendo iguales en esta sociedad anónima, este negocio familiar que supieron llevar, en las buenas y en las no tan buenas, a veces con más viento a favor, manteniendo siempre la llama viva durante estos 110 años de vida, sea donde fuere.
 
   A lo que me quiero referir en la entrega esta semana es a vos, que vivís en el Centro, Cordón, Pocitos, Aguada, Centro, Marconi, Singapur o Australia. A vos tricolor que hacés un gran esfuerzo, muchas veces dejando de lado muchas cosas, priorizando la convicción de tu sentir. ¿Qué enorgullece tener hoy en día más de 25 mil socios? (los vitalicios también cuentan) Claro que enorgullece!, ¿alcanza?… Claro que no. Una cosa es clara; el movimiento social creció en este quinquenio, tal vez alentados por ser el campeón de la década, tal vez por la gran campaña publicitaria (muchas veces boicoteada por boca flojas, por cierto) llevada a cabo bajo el slogan de «Cultura Nacional», que no es más que una manifestación del modo de vida que conlleva intrínseco el hecho de ser hincha de NACIONAL. Parte ínfima son las giras para acercarse a los del interior del País, demostrando que en Uruguay hay 3 millones, y 2 millones de bolsilludos, llevándoles a ellos la alegría de ver a su bolso del alma, y la posibilidad de asociarse para formar parte de la mayoría….
 
 Lo que si es seguro es que este crecimiento abrupto se debe a un factor principal, y esto es el hecho de que se cree en un proyecto serio, encaminado y que funciona. Ojo que aquí no estamos pasando la mano por el lomo de nadie, ni oficialismo ni oposición. Porque muchas veces fue necesaria una opinión aséptica desde el otro «lado» (que no es más que una forma de repartir las sillas, ya que la premisa es la misma), o ideas, que ingresaron, se debatieron como es necesario en un club democrático y no a causa y gracia de berretines de un presidente autoritario como se quiere hacer creer que es Alarcón, cuando en realidad sabemos qué nefasto personaje de este fútbol fue que heredó esa costumbre, aunque antagónica en cuanto a principios se trata comparado con su padre. Pero no voy a gastar pólvora en chimangos…
 
 Por eso se hace imperioso que si no te encuentras dentro de los dichosos 25 mil que gozamos de, además de los beneficios materiales (no menos importantes, 2 Atilio García es justificación suficiente para asociarte, y ni que hablar de la tribuna oficial…), además, la satisfacción, la realización personal de ver un club que avaza, progresa y cimienta futuro en un país donde según te lo cuentan está en decadencia, no figuramos en las tablas, etc., etc. Pues les cuento a ellos que aquí está el tercero de América, el equipo con uno de los estadios con mejor césped (sino el mejor..) de América; con más socios en relación con la población, en el MUNDO. Un club que crece, que no para, y que te necesita.
 
 Según la Real Academia española, un socio es una «Persona asociada con otra u otras para algún fin».
 Y vos, ¿Qué esperas para formar parte de este fin en común, hermoso por cierto, que es NACIONAL.
 
 Para finalizar mis líneas voy a contarles una pequeña anécdota que creo que mucho que ver tiene con lo que antes vengo enunciando.
 
 Una tarde, no recuerdo si un martes o un jueves, ya en la 3º etapa de `ForoBolso Radio´ (para los más recientes, programa que tuve el placer de emitir con Emiliano, y luego solo, en esta emisora); estaba cerrando un programa más cuando un acontecimiento obligó a que quitara la cortina musical y volviera al aire… Como complemento, decidí atender llamadas al aire (por ser en mi casa el programa, alguna que otra vez atendí alguna que no era, por ser productor además de conductor, je je…) Pero ese día si correspondía sacarla al aire… Como decía, luego del clásico Papá tiene gloria, estadio y radio y la posterior despedida; un abrupto corte de la música seguido de un `paren las rotativas hizo extender el programa, así como apretar mi corazón al punto de la emoción. Seguro pocos lo hallan escuchado ese día; pero teníamos un oyente en línea…. Se escuchaba algo distorsionado, como a lo lejos, y la persona tenía una tonada de voz que me hicieron dudar en algún momento si no se trataba de una llamada de broma, la cual tal vez hubiera colgado. La llamada no duró mas de 3 o 4 minutos en los cuales esa persona se manifestó orgullosa de su sentir nacionalófilo y de lo que llevábamos a cabo e LaVozDeNacional. Con su voz quebrada, sollozante, y conmigo del otro lado conteniéndome, agradecí profundamente de corazón su llamado y cerré definitivamente esa emisión del programa… Y me dirán ¿que tiene de especial?.. Esa persona es Jesús, bolso de corazón, que reside en Miami y no se pierde un partido así como no se perdía un ForoBolso Radio, y aprovechó ese día en el cual decidí dar mi teléfono al aire para llamarme y emanciparse de esa angustia que no imagino debe sentir ante la lejanía del paisito y del bolso querido… Por gente como él es que me encanta este proyecto, y que pienso seguir apoyando de la manera que sea, porque su alegría y su vibración se funden con la nuestra en cada relato, en cada transmisión en la que nos acompañan…
 
 
 Hasta la semana que viene bolsilludos, suerte a la sub-20 celeste y vamos Nacional a brillar mi amor…

Matías Martínez
 

Más noticias con la misma Pasión

Compartí tu Pasión Tricolor